El costo de vida en tiempos de Covid-19

Chile entre los países más impactados por alza de costos de bienes y servicios básicos

Autor (es)

  • Carolina Suez Directora de Comunicaciones
Get in touch

Una mayoría de personas en 26 países dice que el costo total de alimentos, bienes y servicios ha aumentado para ellos y sus familias desde que comenzó el brote de coronavirus, según la última encuesta mundial realizada por Ipsos.
Así lo declaran casi dos tercios de las personas en todo el mundo (63%), de acuerdo a un estudio hecho por Ipsos a casi 18 mil personas en 26 países. Esta percepción es más alta en los mercados emergentes de Argentina y Turquía (86%), Chile, México y Sudáfrica (80%).
“Parece razonable que como resultado del confinamiento, que implica más personas permaneciendo durante más tiempo al interior de las viviendas, los costos de servicios variables como luz, agua, gas y en algunos casos cuentas telefónicas deban incrementarse resultado de un mayor consumo. Lo lamentable es que nuestro país se ubique entre los primeros en el ranking de percepción de incremento de estos costos. Personalmente creo que estos resultados, junto con dar cuenta de un incremento en las cuentas de servicio, también dan cuenta de una percepción de tarifas elevadas respecto de los ingresos medios de nuestro país”, explica Jorge López, country manager de Ipsos Chile.
¿Qué aumentó, se mantuvo igual o disminuyó?
Las facturas de servicios como el agua, electricidad, gas, servicios de teléfono / TV / internet, es el segundo mayor costo que la gente dice que aumentó en un promedio del 39%. Turquía (74%), Chile (68%) y Malasia (65%).
Frente a este tema, el director de Ipsos en Chile plantea que el desafío para las empresas que entregan estos servicios es “proponer flexibilidad en los pagos de las cuentas a los sectores más desfavorecidos de la sociedad, sea mediante suspensiones de pago o reducciones parciales de tarifas, y mostrar un desempeño impecable frente a sus usuarios. Porque la percepción de tarifas elevadas sumadas a pobres desempeños de servicio es la peor de las combinaciones para cualquier empresa”.
Otros costos que una parte importante de las personas dijeron que aumentaron son para el cuidado personal y los productos y servicios corporales (28%), seguidos de los productos y servicios de atención médica (27%) y de entretenimiento (25%). 
Si bien los costos en general aumentaron o se mantuvieron igual, hay algunas áreas donde una parte significativa de las personas dice que los costos han disminuido.
Más de un tercio (36%) dijo que el transporte, como el uso de vehículos, autobuses, trenes y costos de combustible, ha disminuido, probablemente como resultado de menos viajes, ya que las restricciones obligaron a las personas a trabajar desde sus hogares. La mayoría de las personas en Turquía (56%) lo mencionaron, seguido de Malasia (52%), Gran Bretaña (51%) y Canadá (50%).
Respecto a las razones del aumento de los costos, la mitad (50%) dijo que era porque tenían que comprar artículos más caros o pagar los gastos de envío debido al cierre de tiendas y la escasez de suministros desde COVID-19. Pero al mismo tiempo, una proporción igual de personas en todo el mundo no está de acuerdo.
En términos de gastar más para hacer frente a los efectos del aislamiento, más de una cuarta parte a nivel mundial (27%) dijo que compró nuevos y más o mejores bienes y servicios para aliviar los bloqueos y el distanciamiento social. Esta percepción es más alta en Perú (45%), Turquía (37%), Chile (35%), Argentina (34%), Arabia Saudita y Canadá (32%). Las personas en Europa tenían más probabilidades de estar en desacuerdo con Hungría (89%), Alemania (86%) y Rusia (82%) en la cima.
 

Autor (es)

  • Carolina Suez Directora de Comunicaciones

Consumidor & Cliente