Crecimiento de marca: ¿más consumidores, más frecuencia de compra o ambos?

La comprensión y la explicación del motivo por el que se produce el crecimiento de una marca siempre goza de máxima prioridad en el sector. Durante décadas, en Ipsos nos hemos dedicado a ayudar a nuestros clientes a obtener la respuesta a la pregunta «¿qué hago para favorecer el crecimiento de mi marca?».

Crecimiento de marca: ¿más consumidores, más frecuencia de compra o ambos?

Por ello, creemos que el crecimiento de una marca supone tener un mayor número 
de consumidores, mayor frecuencia de compra y mayor sencillez en el proceso en sí:
  • El término «mayor número de consumidores» se refiere principalmente a la penetración 
    de la marca en el mercado.
  • Por otro lado, «mayor frecuencia de compra» se refiere al nivel o al porcentaje de gasto 
    que obtienes de tus consumidores actuales.
  • Finalmente, el término «mayor sencillez» se refiere a la accesibilidad, es decir, cuanto más
    fácil le resulte a un consumidor obtener una opción frente a otras opciones similares, más
    probable será que se decida por ella.

Fomentar el interés en una marca trata sobre establecer conexiones mentales sólidas con la 
misma. Por ejemplo, fomentar la notoriedad (es decir, que la marca acuda fácilmente a la mente 
de los clientes en los momentos importantes) y establecer relaciones con la marca (es decir, 
satisfacer las necesidades funcionales y emocionales que establezcan conexiones con la misma).

Sin embargo, en la actualidad existe una creencia bastante extendida de que incrementar la 
penetración de una marca en el mercado resulta suficiente para su crecimiento, es decir, 
conseguir que haya más consumidores que se decidan a comprar una determinada marca. El 
objetivo de este artículo de reflexión consiste en presentar pruebas de que el crecimiento de una
marca no solo está ligado al aumento de la penetración de la marca en los consumidores, sino 
también al mantenimiento (o incremento) del nivel de gasto de los consumidores actuales.